Ir al contenido principal

Entradas

Mostrando las entradas de marzo, 2016

Minificciones: Meditación

Al iniciar esta meditación, tenga en cuenta que no la está haciendo para sentirse vivo, relajarse o evitar la descomposición. Usted simplemente debe experimentar todo lo que está pasando en su cadáver. Momento a momento.

Centre toda su atención en la respiración. Tal vez usted pueda encontrar el indicio de una brisa que va más allá de la nariz. Tal vez pueda sentir un leve movimiento en el plexo solar o en el estómago. Puede que sólo sean gusanos, o quizá el burbujeo de las entrañas en descomposición; ¡No se alarme! Es normal. Concéntrese en ese aliento donde quiera que se encuentre. Sienta lo que está sucediendo, sin prejuicios, sin miedo.

Durante esta meditación es posible que su atención se desvíe de la respiración. Tal vez su mente viaje de regreso a cuando estaba vivo. Quizá esté pensando en vengarse por el asesinato. O en jalarle los pies a su suegra en la madrugada. Eso es perfectamente natural. La mente muerta suele vagar. Eso si,  recuerde: Son sólo pensamientos y usted pued…